TARTA DE SAN VALENTÍN


Como ya está al caer el 14 de febrero,  se me ha ocurrido hacer esta tarta de San Valentín. Se trata de la receta de la Tarta de Tres Chocolates de la Termomix a la que me he permitido hacerle un par de modificaciones. (Al final de la entrada podéis ver el vídeo de la elaboración)

La publicidad de la que vivimos rodeados nos invita constantemente a consumir. Compramos cosas (la mayoría de las veces innecesarias) de las que poco tiempo después nos desprendemos para adquirir lo último que acaba de salir al mercado.

Cualquier excusa es buena para gastar. Si no se nos ocurre en qué no importa, ya está El Corte Inglés para recordárnoslo: día de la madre, día del padre, reyes, llega el otoño, ya es primavera... y llega San Valentín día de “Los Enamorados” 


Llegando estas fechas, grandes y pequeños comercios nos bombardean pregonando que hay que celebrarlo “por narices”: cenita rómántica, rosas que triplican su valor y regalos de todo tipo. Porque el 14 de Febrero hay que “estar enamorado o enamorada”.

Creo en el amor. Pero en el que yo creo es en ese amor que se mima día a día, compartiendo y respetando.


Mario Benedetti lo expresa así en este bellísimo poema de amor:



...si te quiero es porque sos
mi amor mi cómplice y todo
y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos...



La literatura, el cine, la música, la vida misma,  está llena de historias de amor y desamor.



Amores en la ficción, en la realidad, imposibles, trágicos, serenos, apasionados... podemos encontrar infinitas  muestras. Aquí tenéis algunas de ellas que seguro conoceréis:
libromagi.blogspot



 Amores trágicos como el de los

Amores imposibles como el de Romeo y Julieta
 
    Amores en los que la diferencia de edad no importa como en el caso de Liu Guojiang y Xu Chaoqin y "la escalera del amor"

                    Amor entre “balazos” como el de Bonnie and Clyde


          

Uno de los más bellos edificios del mundo, el Taj Mahal, es el      resultado de la hermosa y trágica historia de amor entre Shah Jehan y Muntaz Mahal

Pero de todas la historias de amor que conozco, me quedo con la  que nos cuenta Jerry Zucker en su película GHOST. Hace ya 22 años que se estrenó en los cines. Desde entonces la he visto varias veces y siempre me ha gustado y me ha emocionado. 

La idea del amor eterno, más alla de la muerte, me parece tremendamente romántica y muy emotiva.  Si no la habéis visto aún os animo a que lo hagáis.

Ese el amor que yo quiero.  No me conformo con que "me quieran mucho" un solo día al año. Yo no quiero catorces de febrero que se saldan con una rosa y un te quiero (hasta el año que viene). Para mí, el amor (y afortunadamente tengo quien lo comparte conmigo) es algo mucho más grande. Yo quiero querer y que me quieran los 365 días que tiene el año.


Este es el vídeo de la receta de la tarta  que como dice mi amiga Mayti es “Barbie Total” (¡Qué le vamos a hacer! una también tiene sus contradicciones y está aprendiendo a convivir con ellas) 

Por cierto, me salió buenísima ;))


5 comentarios:

  1. Confirmo, estaba exquisita. Tuve la suerte no sólo de probarla sino también de poder repetir ;))

    ResponderEliminar
  2. Waaaw! Te superas cada día, tiene una pinta increíble! Me ha encantado el truquito para darle forma de corazón al molde! Lo que no cuentas es que hay que comerse antes un pollo no!? Jajaja
    Yo también te voy a recomendar una película de amores difíciles: "contracorriente", del director peruano Javier Fuentes León, conmovedora a más no poder.
    Por cierto intentaré hacer mi versión de tu tarta para esta semana y la voy a llamar "brownie".. ;)

    ResponderEliminar
  3. No puedo estar más de acuerdo. Lo sabes. Regalos y otras pamplinas no sirven nada comparado con el auténtico placer de compartir los momentos que la vida nos permita regalarnos. Hasta google lo ha entendido así. Mira el doodle de hoy, una sencilla animación nos muestra a un chico que intenta conseguir el amor de una chica. Para ellos utiliza el buscador para encontrar el regalo perfecto. Tras varios intentos fracasados consigue conquistarla de una manera mucho más fácil de lo que él hubiera imaginado: compartiendo su afición.
    Puede verse directamente en el buscador, y también aquí http://www.youtube.com/watch?v=WTGUjRJiqik

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias, Piluca, por compartir con nosotros la tarta, la receta y este post tan bonito y con el que estoy tan de acuerdo, de nada vale un regalo y una atención un día solamente, el cariño hay que alimentarlo y mimarlo cada momento, no convertirlo en costumbre ni asesinarlo con la rutina. Y se ve que vosotros sabéis hacerlo.
    Un beso.

    P.S: Ah, y también me ha encantado la animación de Google de hoy :))

    ResponderEliminar
  5. Piluca, tú eres perfecta hasta en tus contradicciones. :-)

    Bonita entrada, estupendas tus reflexiones (que comparto totalmente) y geniales las historias de amor de las que haces mención. Me ha encantado.

    ResponderEliminar