¡Qué me gusta la Feria de los Pueblos!


Cada año a finales de abril o primeros de mayo tiene lugar en Fuengirola la Feria Internacional de los Pueblos.

Desde que empezó a celebrarse en 1994, creo que no me he perdido ninguna.
 
La alegría, el colorido, la diversidad de músicas, bailes, olores y sabores hacen que sea la fiesta que más me gusta de todas las que se celebran en la localidad.


En sus orígenes se creó para dar a conocer las costumbres, gastronomía y demás atractivos turísticos de los países de las múltiples nacionalidades que tenían Fuengirola como lugar de residencia. 

Recuerdo que no había tantas casetas como ahora y que en ellas se ofrecían degustaciones gratuitas de productos típicos de cada país, elaborados por las propias familias o por las pequeñas asociaciones que las montaban.  

¡Cuánto ha llovido desde entonces!

Está claro que nadie da nada a cambio de nada y la Feria de los Pueblos no es una excepción. Todo se paga y bien. En la mayoría de las casetas los precios de las comidas y bebidas que se sirven son altos para la cantidad que te ofrecen. El objetivo ha cambiado, ahora prima más la parte comercial.

Pese a ello es una fiesta que merece la pena conocer. Me sigue atrayendo enormemente. Cada año estoy deseando que llegue para no perdérmela. 


Uno de los mayores atractivos que para mí tiene esta fiesta es la mezcla de culturas. A lo largo del Recinto Ferial puedes encontrarte asturianos y escoceses  compartiendo sidra al tiempo que acompasan sus gaitas en la caseta de Finlandia;  cruzarte con agrupaciones vascas que bailan con las que acaban de llegar de Palestina o Jordania; "vikingos" y  polacos bebiendo juntos "una birra alemana" en la caseta de Irlanda...

Me encanta que en cuestión de minutos puedas pasar de tomar un asadito uruguayo a saborear unos riquísimos dulces árabes; comer un bocata de “guarro” al estilo británico, unos alfajores argentinos o un cuscús; menear el cuerpo al ritmo de una bachata o atreverte con una danza de bollywood... ¡todo es posible en la Feria de los Pueblos! 

¡Lástima que haya terminado! ¡Habrá que esperar otro año más para la próxima!

Os animo a que vengáis a la XX edición, seguro que no os va a defraudar. Mientras tanto os dejo este vídeo para que os hagáis una idea de lo que os podéis encontrar.

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  2. Muy buen montajito. No sabía que hicieran desfile, eso es nuevo no!? Bueno bueno a mí ya me has convencido, el año que viene engancho el Festival de Málaga con esto! :)

    ResponderEliminar
  3. Gracias Kamuniak. Todos los años hay pasacalles. Este año ha sido algo más corto que en ediciones anteriores, pero muy vistoso.

    ResponderEliminar